Archivo de etiquetas| paulo coelho

Más allá de los propios límites

Un arquero caminaba por los alrededores de un monasterio hindú, conocido por su dureza en las enseñanzas, cuando vio a los monjes en el jardín bebiendo y divirtiéndose.

-Qué cínicos son aquellos que buscan el camino de Dios,
– dijo el arquero en voz alta- dicen que la disciplina es importante y se emborrachan a escondidas!
-Si tú disparas cien flechas seguidas, ¿qué le pasaría a tu arco? – preguntó el más viejo de los monjes.
-Mi arco se quebraría – respondió el arquero.
Si alguien se esfuerza más allá de los propios límites, también quiebra su voluntad -dijo el monje. -Aquel que no equilibra el trabajo con el descanso pierde el entusiasmo, agota su energía y no llega demasiado lejos.

Autor: Paulo Coelho

Paulo Coelho “Eres tu”

Me empujas más allá de mis limites y me siento totalmente lleno de vida.
En ti pude encontrarme a mi misma más allá de cualquier limite imaginable.
He mirado en lo profundo de tus ojjos buscando comprenderte
pero en ello vi todo aquello que nunca hubiera querido ver.
vi mi debilidad e inseguridad , mi culpa y mis complejos, mis mierdos y mi impaciencia vi la oscuridad y mis demonios
Asi que busque en lo más profundo de mi corazón, mar tormentoso un inmenso oceano donde bucear y perderse y alli en lo profundo de mi alma, he Probado el placer y orgullo en comprender lo que siento, en el saber quien soy yo verdaderamente.
Ahora sé que amo las cosas bellas, sé que amo todo lo que la vida me ofrece y una de ellas Eres tu…

Yo perdono – Paulo Coelho

Las lágrimas que derramé, yo perdono.
El sufrimiento y las decepciones, yo perdono.
Las traiciones y mentiras, yo perdono.
Las calumnias y las intrigas, yo perdono.
El odio y la persecución, yo perdono.
Los golpes que me dieron, yo perdono.
Los sueños rotos, yo perdono.
Las esperanzas muertas, yo perdono.
El desamor y la envidia, yo perdono.
La indiferencia y la mala voluntad, yo perdono.
La injusticia en el nombre de la justicia, yo perdono.
La ira y el maltrato, yo perdono.
El abandono y el olvido, yo perdono.
El mundo con toda su maldad, yo perdono.

La pena y el resentimiento, los sustituyo con comprensión y entendimiento.
La rebeldía, la sustituyo con la música que sale de mi violín.
El dolor lo sustituyo con olvido.
La venganza, la sustituyo con victoria.

Seré capaz de amar por encima del desamor.
Dar incluso cuando estoy despojada de todo.
Trabajar feliz incluso cuando estoy en medio de todos los obstáculos.
Secar las lágrimas, incluso cuando aún estoy llorando.
Creer incluso cuando estoy desacreditada

 El “Aleph”, Paulo Coelho

HACER EL AMOR ES…

Hacer el amor es una de las experiencias mas magicas que puede existir, cada ser humano muestra una conexion diferente con la persona que ama, a la hora de hacer el amor, y es que hacer el amor no es sexo, va mas alla de eso, trasciende el alma de los individuos, los transporta en una arcoiris de sensaciones y sentimientos, los hace viajar por los parajes mas vistosos y lindos que jamás se han visto…

Hacer el amor consiste en fabricar amor, en fabricar felicidad, hecha de diversos ingredientes que culminan en un caldo de aromas, sensaciones, sentimientos, y porque no de pasiones que nos hacen llegar a un estado de plenitud, que hacen que nuestra alma se fusione con el alma de la persona amada…

Hacer el amor, va más allá de rozar las pieles, de verse desnudos, de sacudir los cuerpos, hacer el amor es entrelazar las almas, latir corazones al mismo ritmo y en el mismo sentido, es perderte en los ojos de la persona amada, hacer el amor es imprimirte en el alma de la otra persona, y que la otra persona imprima su alma en ti…Hacer el amor, es hacer la luz…Bendiciones…

Hacer el amor implica una conexión con el amor que no se da todo el tiempo, ni siquiera entre dos personas que se aman.
Jorge Bucay

De nube, en nube va el amor a la cama…
Ricardo Montaner

No enciedas las luces, que tengo desnudos, el alma y el cuerpo…
Alejandro Sanz

De dos naturalezas diferentes, nace el amor…
*”(El Zahir – Paulo Coelho)

La Fábula del Lápiz


La Fábula del Lápiz

El niñito miraba a la abuela escribir una carta, en un momento dado, le preguntó:

¿Abuela, estás escribiendo una historia que nos sucedió a nosotros?…
¿Es por casualidad, una historia sobre mí?…

La abuela dejó de escribir, sonrió y le comentó al nieto:

Estoy escribiendo sobre ti, es verdad. Ahora bien, más importante que las palabras es el lápiz que estoy usando. Me gustaría que tú fueras como él, cuando crezcas.

El niño miró el lápiz, intrigado, y no vio nada especial.

¡Pero, si es igual a todos los lápices que he visto en mi vida!

Todo depende de cómo mires las cosas.

Hay cinco cualidades en él que, si consigues conservarlas, te harán siempre una persona en paz con el mundo.

Primera cualidad:

Puedes hacer grandes cosas, pero no debes olvidar nunca que existe una Mano que guía tus pasos.

A esa Mano la llamamos Dios y Él debe conducirte siempre en la dirección de Su Voluntad.

Segunda cualidad:

De vez en cuando necesito dejar de escribir y usar el sacapuntas, con eso el lápiz sufre un poco, pero al final está más afilado, por tanto, has de saber soportar algunos dolores, porque te harán ser una persona mejor.

Tercera cualidad:

El lápiz siempre permite que usemos una goma para borrar los errores, debes entender que corregir una cosa que hemos hecho no es necesariamente algo malo, sino algo importante para mantenernos en el camino de la justicia.

Cuarta cualidad:

Lo que realmente importa en el lápiz no es la madera ni su forma exterior, sino el grafito que lleva dentro, por tanto, cuida siempre lo que ocurre dentro de ti.

Por último… la…

Quinta cualidad del lápiz:

Siempre deja una marca, del mismo modo, has de saber que todo lo que hagas en la vida dejará huellas y procura ser consciente de todas tus acciones.

Paulo Coelho.