Archivos

Tu dolor es un lugar sagrado…

“Yo que hago que se abra la matriz, no haré nacer?” Isaías 66:9

Amigo/a, el dolor que sientes ahora no está por error.
No sientas vergüenza por lo que estás pasando ahora.

El dolor en ti es el lugar
Donde la alquimia anhela suceder.

Tu dolor es un lugar sagrado.

Sal de la mente y ve al cuerpo ahora.
Lleva tu atención a las sensaciones puras
En tu vientre, pecho, garganta, cabeza…

Alimenta la “herida” con presencia,
Respira en la tristeza,
Ofrece oxígeno al enojo,
Infunde al atemorizado, fascinación sin miedo.

Sin tratar de “arreglar” el dolor,
Sin tratar de “deshacerte” de él,
Ni siquiera trates de “transmutarlo”,
Ése no es tu trabajo.

Tu único trabajo es amar lo que está aquí,
Y amar tu propia incapacidad de amar.

Estás dando a luz un precioso niño interno,
ÉL/ella tiene miedo, es salvaje, tiene el corazón un poco roto,
Pero está tan lleno/a de vida y merece el amor.

Una antigua vida muere, una nueva vida comienza,
Deja que el antiguo mundo se desmorone.
Permanece aquí.

– Jeff Foster

LA VIDA ES CAMBIO …

“El sufrimiento acontece porque no permitimos que suceda el cambio. Nos aferramos, queremos que las cosas sean estáticas. Si amas a una mujer, la quieres también para mañana, de la misma forma en que ella está contigo hoy. Así es como surge el sufrimiento. Nadie puede estar seguro del momento siguiente. ¿Qué decir sobre mañana?
Un hombre consciente sabe que la vida está cambiando constantemente. La vida es cambio. Sólo hay una cosa permanente y es el cambio. A excepción del cambio, todo lo demás cambia. Aceptar esta naturaleza de vida, aceptar esta existencia cambiante con todas sus estaciones y estados de ánimo, este constante fluir que nunca se detiene por un momento, es ser dichoso. Entonces nadie puede perturbar tu felicidad. Es tu anhelo de permanencia lo que crea tus problemas. Si deseas vivir en una vida sin cambios, estás pidiendo lo imposible.
Un hombre consciente se vuelve lo suficientemente valiente para aceptar el fenómeno del cambio. En esa misma aceptación está la dicha. Entonces nunca estás frustrado”.

-Osho-

En cuanto te aceptas a ti mismo eres bello…

En cuanto te aceptas a ti mismo eres bello.
Cuando estás encantado con tu propio cuerpo, encantas también a los demás.Mucha gente se enamorará de ti,porque tú mismo te amas.Ahora estás enfadado contigo mismo.
Sabes que eres feo, sabes que eres repulsivo, horrible.Esta idea ahuyentará a la gente, esta idea no les ayudará a enamorarse de …ti; los mantendrá apartados.Incluso si se acercan a ti,en cuanto sientan tu vibración, se alejarán.
No es necesario perseguir a nadie.La persecución surge sólo porque no nos hemos amado a nosotros mismos.De otra forma la gente viene.Les resulta casi imposible no amarte si tú te amas a ti mismo.Por qué vino tanta gente a Buda,y por qué vino tanta gente a Jesús?
Ellos se amaban a sí mismos.Se amaban tanto y estaban tan encantados con su ser que es natural que cualquiera que pasaba se sintiera atraído por ellos.
Atraían como un imán.Estaban tan encantados con su propio ser…¿cómo vas a eludir ese encanto?Simplemente estar allí era una dicha tan grande…sé amoroso con tu cuerpo, hazte amigo de tu cuerpo, honra tu cuerpo, respeta tu cuerpo,cuida tu cuerpo, es el regalo de Dios.Trátalo bien, y te revelará grandes misterios.Todo tu crecimiento depende de cómo te relaciones con tu cuerpo.

-OSHO-

65 PAUTAS PARA DOMAR TU EGO Y REALIZAR TU ALMA.

1.-No conviertas un dolor en sufrimiento: déjalo venir, déjalo pasar, no te aferres a él…

2.-Sé lo que eres en el presente, deja atrás el pasado, no cargues culpas.

3.-Elimina toda ansiedad por el futuro.

4.-Prepárate a trabajar por tu evolución hasta el último instante de tu vida…

5.-No le rindas cuentas a nadie: sé tu propio juez.

6.-Aprende a criticarte a ti mism@ y también a felicitarte.

7.-Cada noche, antes de dormir, repasa tu día y juzga tus acciones con objetividad…

8.-Si quieres triunfar, aprende a fracasar.

9.-No te definas por lo que posees…

10.-Nunca conviertas una actividad u otro ser en el motivo de tu existencia: entrégate a tu propia vida, no delegues tu poder.

11.-Cuando hables con alguien no lo interrumpas hasta que haya expresado su idea. Mientras lo escuchas no lo contradigas o apruebes mentalmente: óyelo sin tener opiniones. Cuando se calle, tú, libremente, considera lo que ha dicho y reacciona como tu conciencia te lo dicte.

12.-No te comprometas con ideas en las que no crees, ni siquiera por necesidad de obtener un trabajo…

13.-No des consejos sin advertir antes: “Según lo que yo creo y hasta donde yo sé, arriesgando equivocarme”.

14.-Nunca afirmes algo sin decir al final “Hasta cierto punto, en tal fecha y en tal sitio”…

15.-Nunca hables de ti sin concederte la posibilidad de cambiar.

16.-Nunca hables de ti como si fueras un ente limitado, siempre que actúes piensa que no existes individualmente, que lo que haces se hace impulsado por fuerzas colectivas…

17.-Sólo aceptando que nada es tuyo serás dueñ@ de todo.

18.-Conviértete en una total ofrenda…

19.-Cesa de hablar mal de los otros o del mundo: cuando te pregunten tu opinión sobre algo o alguien di sólo sus cualidades. Si no le encuentras cualidades, calla…

20.-Haz lo más frecuente posible actos positivos para el otro y el mundo en forma gratuita y anónima…

21.-Cuando te enfermes, en lugar de odiar ese mal, considéralo tu Maestro…

22.-Acepta sin envidia los valores del otro…

23.-No hables haciendo resonar tu voz en la cabeza o en la nariz o en tu garganta, hazla resonar en tu pecho: usa la voz del corazón…

24.-No toques el cuerpo del otro para tomarle algo o para rebajarlo: tócalo para acompañarlo…

25.-No mires con disimulo, mira siempre directo…

26.-Da, pero no obligues a recibir…

27.-No hagas sentir culpable a nadie y acepta que eres cómplice de todo lo que te sucede…

28.-No olvides a tus muertos queridos, pero dales un sitio limitado que les impidan invadir toda tu vida.

29.-En el lugar donde habitas consagra un pequeño sitio a lo sagrado…

30.-Que nunca en tu cocina haya suciedad o desorden…

31.-Cuando rindas un servicio no te quejes ni hagas resaltar tus esfuerzos: si decides ayudar o trabajar para otro, hazlo con placer sin esperar agradecimientos…

32.-Si prometes, cumple…

33.-Si dudas entre hacer o no hacer, arriésgate a hacer, aceptando la posibilidad de fracasar…

34.-No definas a alguien ni por su raza, ni por su sexo, ni por su profesión, ni por sus ideas, simplemente no lo definas…

35.-No imites ni copies, absorbe y transforma…

36.-Deja de pedir y comienza a agradecer…

37.-No trates de ser todo para alguien: concédele la libertad de buscar en otr@s lo que tú no puedes darle. Otórgate a ti mism@ ese derecho…

38.-Cuando te hagan una pregunta no te obligues a dar una respuesta: puedes callar, hacer un gesto, o reemplazar la respuesta por otra pregunta…

39.-Para obtener algo, desea de verdad obtenerlo…

40.-Trata al otro como quisieras que te trataran a ti…

41.-Si no quieres cometer errores, nunca lograrás la perfección…

42.-Si no tienes la fe y la quieres obtener, imítala…

43.-Cuando alguien esté triunfante delante de un público no vayas a su territorio para contradecirlo con el objeto de robarle ese público.

44.-Crea tu propio sitio y tu propio público…

45.-En casa ajena come con moderación.

46.-A donde te han invitado, llega siempre con un regalo…

47.-Vive de un dinero ganado por ti mismo con placer…

48.-No te adornes con ideas ajenas.

49.-No te fotografíes junto a personajes famosos.

50.-No te jactes de aventuras amorosas…

51.-Abandona tus hábitos físicos, sexuales, emocionales y mentales, busca constantemente el cambio…

52.-No te vanaglories con simpatía de tus debilidades…

53.-Nunca veas a alguien sólo para llenar tu tiempo…

54.-En las conversaciones trata de no hablar de ti y ni de acontecimientos temporarios, habla de temas…

55.-Por lo menos una vez al día siéntate inmóvil, deteniendo tus palabras, tus emociones y deseos: observa tu acontecer interior como si estuvieras sentado en una orilla viendo pasar un río…

56.-No impidas que tus hij@s vayan más lejos que tú, acepta el camino que ell@s elijan.

57.-Nunca les critiques a sus seres amados.

58.-Déjal@s crecer como y hacia donde ell@s quieran…

59.-No te disfraces con personalidades falsas para que te admiren…

60.-Actúa por el placer de actuar y no por lo que esta acción puede hacerte ganar…

61.-Obtiene para repartir…

62.-Si alguien te dice que has cometido una falta y tiene razón, no le discutas y reconoce de inmediato esa falla…

63.-Nunca des un regalo preocupándote después de lo que el que lo recibió hizo de él…

64.-Si hablas con personas de las que desconfías, no respires por la boca. Tenla cerrada e inhala sólo por la nariz.

65.-No le respondas “No es verdad”, dile mejor “Yo creo otra cosa”.

 -Alejandro Jodorowsky-.

 

ERES UN LÍO Y ESTÁS SANANDO

Mientras sanas
Mientras recuerdas tu verdadera naturaleza
(vasta, poderosa, presente, y libre)
mientras vas quitando capas al ser condicionado,
mientras despiertas del sueño de culpa y abandono de ti mismo
quizás te encuentres llorando, temblando, con ira.

Llora amigo. Siente la rabia.
Llora todas las lágrimas que nunca te permitiste llorar antes.
El cuerpo necesita llorar a veces,
Para liberar energías reprimidas.
Necesitas hacer el duelo por todas las vidas que anhelaste vivir,
Todas las vidas que nunca serían vividas,
Para que puedas regresar a esta vida,
A este cuerpo, a este momento.

Olvida tu imagen. Necesitas rugir por tu vida ahora.

A veces sanar no es algo bonito.
Es muerte. Es renacimiento.
Es dejar ir y dejar venir.
Lloramos. Temblamos. Nos estremecemos. Gritamos.
Nos sentimos “peor que nunca”. Hacemos un desastre.
Tocamos de cerca la desolación y la duda como nunca creímos posible.

Pero empezamos a confiar en el proceso.
Y empezamos a confiar en que esos sentimientos “oscuros” necesitan ser sentidos.
Y quieren que los sintamos.
Y han estando anhelando que los sintamos desde que éramos muy pequeños.

No hay nada malo en ti,
Incluso si la mente dice:
“Existe algo malo en mí”.

(Y tampoco hay nada malo en ti
por tener este pensamiento).

Confía. Y confía en que a veces necesitas dudar.
Y olvidar. Y resistir.
Sí, confía en que a veces sentirás resistencia a sanar.

¡Y puedes celebrar tu resistencia ahora!
Puedes celebrar todo de ti ahora.
Mientras lloras, mientras tiemblas,
Mientras ruges como un león,
Mientras ruegas a Dios por piedad,
Mientras tocas el Suelo de nuevo.
Sí, eres un lío.
Sí, estás sanando a tu propia y original manera.

– Jeff Foster

ENCUÉNTRATE CON OTRO….ENCONTRÁNDOTE A TI MISMO

Algo realmente invaluable que he aprendido a través de la experiencia:

Cuanto más presente estoy conmigo mismo:
Mi propia gimnasia mental, mis sensaciones corporales y sentimientos incómodos,
Mis impulsos, urgencias, deseos y anhelos;
Más presente puedo estar con otra persona, sentarme con él/ella en verdadera amistad, y brindarle libertad para que sea lo que el/ella quieran ser.

Cuanto más amor y comprensión puedo darle a mi propia angustia,
Más puedo amar la angustia y el duelo de un corazón roto en otra persona,
Proporcionarle espacio, permitirle moverse, expresarse, quedarse, o pasar.

Cuanto más me amigo con mi propia dicha, mi felicidad,
Mi propia fuerza, mi poder, mi potencial,
Más puedo celebrar el poder de otro, sin celos, sin compararme, sin sentirme “menos que” o “más que” otro.

Cuanto más puedo bañar mi propio miedo, enojos y dudas con compasión,
Más puedo sentarme con un amigo en medio de experiencias de sus visitantes sagrados
Sin intentar salvarlos o cambiarlos.

Y no hago mi felicidad dependiente de la de ellos.
Y no hago mi autoestima dependiente de otros.
Y no los avergüenzo o los culpo por sus pensamiento o sentimientos.

Y solo estoy con ellos,
De la misma manera en que estoy conmigo mismo:
En la quietud, en la humildad, en el Silencio del Corazón.

Mientras aprendo a dejar de querer arreglarme o pelearme conmigo mismo,
Aprendo también a dejar de querer arreglar o luchar contra la experiencia de otros.
Mientras aprendo a escucharme más profundamente a mi mismo, a permanecer con mi experiencia íntima,
Respirar en mi incomodidad y mi dolor, tomar responsabilidad por mi propio enojo, mi vergüenza, mi sentimiento de culpa, e incluso mi sentimiento de “víctima”, menos proyecto estos aspectos “desconocidos” sobre otros.

VEO con más claridad sin el filtro de la historia.

Y ¡oh si!, la lección más grande de todas:

¡Permanecer cerca de mi mismo en la presencia de otro!
Aún cuando sus corazones estén rotos y en carne viva,
Aún cuando los vea luchar.
Escuchar profundamente, sin tratar de salvarlos o arreglarlos,
O ser el “maestro”, el “terapeuta”, o el “sanador”.
Sin brindarles consejos que no pidieron
Y de este modo desempoderándolos al forzarlos a tomar
“respuestas” regurgitadas por dioses y gurúes de segunda mano.

¡Brindarle espacio a otro mientras me cuido apasionadamente a mi mismo!
Brindarme empatía AQUÍ
Mientras ofrezco empatía ALLÍ,
Y no mezclar las dos cosas.

No abandonarme a mi mismo por otro en codependencia,
Y no abandonar a otro en un acto de narcicismo propio.

Sino a encontrar un lugar muy amoroso en el medio,
Donde se puede escuchar profundamente,
Donde las verdades dolorosas pueden contarse,
Donde la verdadera conexión puede crecer,
Donde puede emerger el trauma en un campo de contención,
Donde la sanación puede ocurrir y el amor puede florecer
Sin “tratar de sanar” o “tratar de amar”.

Conexión a través de una profunda relajación.
Sanación a través del acto de recibir incondicionalmente.
Encontrarme a mi mismo en otros
En un vasto campo de Presencia.

Esta ha sido mi experiencia de vida,
Esta ha sido mi aventura del alma,
Este ha sido mi llamado.

– Jeff Foster

TÚ, UN CIELO INCREÍBLE

Sé como el cielo.
Mantente presente. Sé la presencia misma.
Sé lo que eres. 
Deja que la lluvia, la nieve, la tormenta más feroz,
pasen, momento a momento.
Puedes soportarlo todo.
Fuiste hecho/a para vivir.

Respira en tu dolor.
Oxigena tu tristeza.
Invita a la consciencia a sumergirse en tu rabia.
Confía en que está aquí.
Confía en que pasará.
Confía en que tú permanecerás.
Confía en que siempre lo has hecho.
Confía en que a veces
olvidas cómo confiar.

Confía en tus dudas.
Confía en lo que viene.
Confía en lo que se va.
Inhala.
Exhala.
Inhala.
Exhala.
Descansa en tu naturaleza inmutable.

Sé como el cielo.
Mantente presente. Sé la presencia misma.
Sé lo que eres.
Inmenso/a. Libre.
Y tan jodidamente
valiente.

– Jeff Foster

QUIERO TU IRA. QUIERO TU FUEGO…

“No seas espiritual conmigo, amor mío.
¡Sé honesto/a, mejor!

Enójate conmigo. Dime cómo te sientes en realidad.
Dime lo molesto/a que estás.
Grita. O llora. Muéstrame tu vulnerabilidad.
Expresa lo que hay en tu corazón.
Dí lo incorrecto. Arma todo un lío.
No me importa. Podemos limpiar más tarde.
Sólo quiero conocerte. Ahora.

No esperes hasta tener las palabras perfectas.
No esperes hasta que tu precioso fuego se haya apagado.
O hasta que tus lágrimas se hayan secado.
No tiene nada de malo ser un desastre.
La ira no es ‘poco espiritual’.
Es belleza. Es poder.

Quiero conocerte más allá de la máscara.
Más allá del niño lindo, de la niña buena.
Del estudiante espiritual bien entrenado.
Del experto. Del calmado.
De aquel a quien nunca se le permitió levantar la voz.

¡Quiero sentir tus malditas llamas!
¡Quiero sentir tu verdad!
¡Tu pasión! ¡Lo que necesitas! ¡Lo que deseas!
¡Tus anhelos no correspondidos! ¡Tus esperanzas frustradas!

Que no te preocupe lastimarme.
Solo deja que la vida hable a través de ti. Ahora.
Yo me haré responsable de mi propio dolor.

Por favor. Prefiero recibir tu ira pura AHORA
que años de historias, culpa, resentimiento,
y agresividad pasiva.

Deja ir toda esa mierda espiritual.
Sólo dime cómo eché todo a perder.

Saca todo a la luz.
No te avergonzaré.

Y podemos continuar desde allí.”

– Jeff Foster

CANCIÓN DE AMOR PARA MI MISMO

Tú eres aquel con el que me despierto cada mañana. Aquel con el que respiro,
Aquel cuyos latidos del corazón siento míos. Tú eres aquel con el que camino, con el que hablo y canto; aquel que se queda conmigo a través de cada momento de vigilia en cada día sagrado. Tú eres aquel con el que me enfermo, con el que lloro, aquel cuyo enojo, alegrías y dudas explotan en mí como el fuego. Tú eres aquel con el que moriré, aquel a cuyos brazos regreso. Eres aquel que veo en cada rostro, brillando en cada par de ojos, resplandeciendo a través de los silencios, los rastros de polvo y los espacios en la copas de los árboles. Tú eres mi compañía constante, mi hogar, mi razón, mi alegría, mi vida. No podemos dividirnos, no podemos ser dos, e incluso “Uno” está demasiado lejos para nosotros.

Me canto esta canción a mi mismo, desapareciendo en la canción, y nunca estoy solo.

– Jeff Foster

PÁJAROS DE LA MENTE

Los pensamientos no son la verdad,
Y básicamente ni siquiera son tuyos.
Son sólo voces, sonidos, sugerencias, opiniones de la mente, 
Yendo y viniendo todo el tiempo,
Como una bandada de pájaros cantando;
Cada pájaro cantando una canción distinta,
Una opinión distinta,
Una sugerencia, una perspectiva.

Tú no eres los pájaros,
Tú eres ese gran espacio abierto en el que los pájaros pueden cantar,
La consciencia que sostiene a los pájaros,
El silencio que está por debajo y entre medio.

No trates de silenciar los pájaros (ya que esto los hará cantar más fuerte),
Ni destruirlos (ya que éstos sólo son parte de ti mismo anhelando
ser amados)
Sólo permíteles cantar, y volar.
Para eso es tu poder, y tu libertad.
El pájaro “Soy un Fracaso” puede cantar,
Y el pájaro “Soy una Pérdida de Tiempo” puede cantar también,
Y el pájaro “Soy el más hermoso de los pájaros” también puede cantar,
Y todos sus amigos de en medio también pueden hacerlo.

Y tú eres un gran nido de consciencia,
Un santuario de pájaros,
Nunca definido por el coro de opiniones,
Ni en guerra con ellos,
Eres el Gran Yo Soy,
Indefinible.

– Jeff Foster

¡JUEGA, JUEGA, JUEGA!

“¡Juega, juega, juega! Y sabe que no hay presión para que tengas éxito, en lo absoluto.

Sabe que incluso en tu fracaso, incluso en tu desesperación, incluso cuando tus sueños se convierten en polvo, incluso cuando tus hermosas manifestaciones se derrumban al suelo, incluso cuando estás lleno de dudas, todo está increíblemente bien incluso cuando no está bien, y no hay un plan divino que haya sido roto, y tú eres amado más allá de toda medida, más allá del mismo tiempo.

Simplemente no hay presión para que mantengas una imagen de ti mismo, y nunca la hubo.

Siempre estás ya libre de ese peso.”

– Jeff Foster

CANSANCIO SAGRADO…

¡Tu cansancio tiene su dignidad!
No te apresures a etiquetarlo de patológico o alejarlo,
Ya que éste contiene una gran inteligencia, incluso medicina.

Has hecho un largo camino desde las estrellas, amigo.
Inclínate ante este cansancio ahora,
Deja ya de luchar contra él.

No existe vergüenza en admitir que no puedes seguir,
Incluso los valientes necesitan descansar,
Ya que existe un gran viaje por delante,
Y necesitarás todos tus recursos.

Ven, siéntate junto al fuego de la Presencia,
Permite que el cuerpo se relaje,
Sumérgete aquí en el silencio.
Olvídate del mañana,
Suelta los pensamientos sobre el próximo viaje,
Y húndete en la calidez de esta tarde.
Cada nueva aventura se alimenta principalmente del descanso.

Tu cansancio es noble, amigo,
Y contiene poder sanador… si tan sólo lo escucharas…

– Jeff Foster

GUERREROS DE MIERDA…

Algunas veces, a pesar de tus mejores esfuerzos e intenciones, a pesar de tu increíble ‘progreso espiritual’, simplemente te sientes como una mierda. Entonces… ¡siéntete como una mierda! ¿Cuál es el problema, realmente, cuando te sumerges sin temor alguno en el corazón de esa experiencia única? ¡Siéntete como mierda, pero conscientemente! ¡Sumérgete en ella, conscientemente!

Y descubre que ‘sentirte como mierda’ puede ser el sentimiento más espiritual de todos, una nueva (y sumamente mal interpretada) puerta hacia la gracia, tan sagrada como la alegría más profunda, tan llena de vitalidad como la creación de un universo. Sin auto-compasión, sin drama, sin justificaciones, sin búsqueda; sólo un crudo y roto corazón, una nueva herida re-abierta al amor, sin ningún deseo de escapar. Tú forjas una nueva espiritualidad con tu valor de permanecer en ese sitio de confusión, imbuyendo la tristeza con tu brillante luz.

Tal vez esto salvará al mundo: hermanos y hermanas los suficientemente valientes como para sentir esta mierda con toda consciencia, sin adormecerse a sí mismos o tratar de evitar el dolor. Guerreros de mierda. ¡Vaya guerreros!

Comencemos una revolución.

– Jeff Foster –

NO HAY UN MONSTRUO DENTRO DE TI

Enamórate de la oscuridad.
De la mierda de la vida.
De las sombras, las partes ocultas.
De los pedazos que escondemos por vergüenza.

Enamórate de la inocencia.
De nuestros miedos infantiles a la oscuridad.
De estar expuesto. De mostrarnos,
de ser vistos, salir a la luz.

De las dudas, los dolores secretos,
nuestras extrañas fantasías, sentimientos con los que
simplemente no sabemos que hacer.
De los terrores de la noche.
De la ira que burbujea justo debajo de la superficie.
Del temor de que no seamos dignos de amor.

De los sentimientos y pensamientos que ocultamos
para mantener la imagen de ‘yo’.
Para ser buenos, ser agradables, ser espirituales.
Para ser ‘el que puede mantenerse en una pieza’.

Enamórate de esta humanidad secreta.
Sabe que la oscuridad NO es oscuridad,
solo fragmentos asustados que anhelan salir a la luz,
seres que quieren amor y atención,
y aire, e inclusión en la imagen más grande del Ser.

No busques la luz, amigo.
Simplemente se la luz. Se lo que eres.
La luz de la vida
Y ten el coraje de brillar por completo
en los lugares doloridos, los lugares sensibles.

Ilumina. Irradia.
Haz que sea seguro para los pequeños monstruos
salir de la clandestinidad
Házles saber que son hermosos.
Y dignos.
Y que no son monstruos en absoluto.

– Jeff Foster

UN HONESTO SÍ, UN HONESTO NO

Sólo porque vives en Profunda Aceptación
de Como Son Las Cosas,
no significa que no puedas dar
un fuerte y claro y honesto “No”.

Porque incluso tu no-aceptación
es aceptada
en la Aceptación más grande
que es la misma Vida.

Da un auténtico “Sí”, y un auténtico “No”.
No digas “Sí” sólo para complacer a otros.
No digas “No” sólo para evitar conflicto.

A veces tu “Sí” impacta a la gente.
A veces te juzgan, temen por tu cordura, sienten celos de ti.

A veces tu “No” decepciona a la gente, o desencadena dolor y pesar en ellos, o los hace alejarse de ti.

¡Haz tu camino con coraje, amigo!
Sigue tu instinto, al Sol y a la Luna.

Está dispuesto a aceptar profundamente sentimientos
de culpa, vergüenza, ansiedad y miedo
dentro tuyo.

Está dispuesto a estar solo con tus elecciones.
Está dispuesto a enfrentar la oscuridad.

Si no puedes aceptar tus propios sentimientos,
¿Puedes aceptar tu no-aceptación de ellos?
¿Puedes empezar ahí?

¿Puedes hacer un espacio en tu vasto corazón
para todos los niños perdidos de la consciencia?

¿Puedes abrazar al miedo como a un recién nacido?
¿Respirar tu amor hacia la ansiedad?

¿Saturar tu ira con una refrescante curiosidad?
¿Empapar la tristeza de hoy con luz?

¿Inclinarte ante tu no-aceptación?
¿Hacerla sagrada?

Respira, amigo.
Descansa.
Contacta la Tierra de nuevo.

Y sigue tu “No”
hacia lo sagrado.

– Jeff Foster